Gucci abre las puertas de su École de l’Amour, un programa formar a jovenes artesanos con todo el amor de la firma italiana